Έμβλημα Κυπριακής Δημοκρατίας
Πρεσβεία της Κυπριακής Δημοκρατίας στη Μαδρίτη

Cambios demográficos ilegales



Desde la invasión turca de 1974, Turquía ha aplicado una política sistemática de colonización de la zona ocupada de Chipre, de la que expulsó a 170.000 greco-chipriotas. Los principales objetivos turcos al adoptar esta política de colonización en la zona ocupada de Chipre parecen ser los siguientes:

(1) Cambiar el carácter demográfico y tergiversar el equilibrio demográfico de la isla entre los turcos y los griegos para justificar las demandas de la parte turca en lo que se refiere a los aspectos territoriales y constitucionales del Problema de Chipre.

(2) Limpiar étnicamente la zona ocupada y trasladar de forma masiva a los turcos continentales. Esta política, unida a la expulsión de los habitantes greco-chipriotas de la zona, la destrucción del patrimonio cultural y el cambio ilegal de todos los nombres geográficos de la zona ocupada de Chipre, tenía como objetivo borrar todo lo que fuera griego y cristiano durante siglos y “turquificar” la zona.

(3) Cambiar la balanza del equilibrio político en la zona ocupada de Chipre e influir en las elecciones (Nota 1), para asegurar que el liderato turco-chipriota se mantuviera en línea con la política del gobierno turco. Ejercer control sobre la vida política en la zona ocupada. Con ese fin, a los colonos se les ha dado la "ciudadanía", propiedades greco-chipriotas, “derecho de voto” y permisos de trabajo. Se han organizado en partidos políticos, siendo los principales el "Partido Nacionalista de Justicia” y el “Partido del Renacimiento Nacional”. También participan en otros partidos políticos y juegan un papel importante en la vida política.

(4) Controlar y manipular el futuro político de los turco-chipriotas (incluso en la era postsolución)

(5) Reforzar la presencia militar de Turquía en la isla. Ofrecer reservistas adicionales entrenados para las fuerzas de ocupación turca en Chipre.

(6) Prevenir un acuerdo justo del problema de Chipre creando hechos consumados ilegales que serían prácticamente difíciles de revocar.
El objetivo obvio de Turquía es asimilar la parte de Chipre que ocupa y en última instancia anexionarla.

En una entrevista al diario "VATAN" turco-chipriota (24/10/05), Mehmet Ali Talat admite la política de colonización. Dijo que "había tiempos en los que se daban ciudadanías del TRNC” en restaurantes. Hay gente que nunca iba a Chipre y aún así se les daba la ciudadanía”.

De acuerdo con unos informes confirmados tanto en la prensa turca como en la turco-chipriota, los colonos proceden o bien de la Turquía continental o tienen origen turco (como los búlgaros de habla turca).

La colonización de la zona ocupada viola los derechos de propiedad de los greco-chipriotas desplazados, cuyas propiedades se utilizan para alojar a los colonos. De acuerdo al diario turco-chipriota “AVRUPA” (26.3.2001), Turquía ha dado 34.000 títulos de propiedad a los colonos desde 1974. El informe dice que dicho terreno es más de la mitad del norte de Chipre.

La afluencia constante en la zona ocupada de colonos procedentes de la Turquía continental tiene lugar de forma paralela a la salida de turco-chipriotas indígenas (nota 2), quienes, en 1974, sumaban un total de 118.000, esto es, aproximadamente el 18% de la población de Chipre. Un aumento natural de la población desde 1974 hubiera hecho que los turco-chipriotas sumaran un total de 156.000 (a finales de 2004). El análisis demográfico y el estudio de los datos estadísticos sobre las llegadas y salidas de los turco-chipriotas, así como de los turcos de Turquía, muestran claramente una emigración generalizada de los turco-chipriotas autóctonos, que se ven desplazados sistemáticamente por un número incluso mayor de colonos turcos continentales. De acuerdo con la prueba estadística, los informes de prensa y las declaraciones de los políticos turco-chipriotas, los turco-chipriotas se han visto forzados a emigrar, debido al desempleo, la degradación moral, social y económica y a las presiones de los colonos turcos a quienes se les han dado demasiados privilegios. Se calcula que ya han emigrado más de 57.000 truco-chipriotas (hasta finales de 2004), una cifra que representa aproximadamente un tercio de todos los turcochipriotas.
Los mismos turco-chipriotas se han convertido en una minoría en la zona ocupada, víctimas de la política de colonización de Turquía.

Hoy, los colonos turcos (que se calcula que son más de 160.000 (nota 3)) superan en número a los turco-chipriotas (que se calcula que son 88.100 (nota 4)), que también tienen menores tasas de reproducción si se comparan con los colonos continentales. Además, las tropas turcas estacionadas en la zona ocupada alcanzan un número superior a 43.000. Esto es, hay al menos 200.000 no-turcochipriotas, o, más de dos turcos por cada turco-chipriota.

El 12 de octubre de 2004, como parte del último intento de Turquía por consolidar el ya extremadamente amplio número de colonos en Chipre, se anunció que se había firmado un “protocolo” entre Turquía y su administración local subordinada, la llamada República Turca del Norte de Chipre”. El “protocolo” establecía que todos los nacionales turcos presentes y empleados en la zona ocupada turca sin el “permiso” de la “RTNC” recibirían rápidamente la “residencia” o los “permisos de trabajo”, siempre que hubieran entrado en la zona ocupada antes de la fecha en la que las disposiciones del protocolo entraran en vigor, utilizando al menos sus documentos de identidad. Además, el gobierno turco ya no ayuda económicamente a la nueva colonización de los colonos turcos, que quieren, pero carecen de los recursos para volver a Turquía. También es necesario informar a la "embajada” turca antes de cualquier repatriación. La publicación de dicho "protocolo reforzó la inundación del norte ocupado por turcos con 40.000 turcos más en un solo año.

El diario turco-chipriota "HALKIN SESI" (30/12/05) informa que se dio "permisos de trabajo" a 44.267 personas en el período comprendido entre diciembre de 2004 y noviembre de 2005, se dieron 37.241 concesiones a los que "los solicitan por primera vez". El periódico publica el siguiente cuadro:

Cuadro de “permisos de trabajo” emitidos en los años 2000-2005
Año - Total - Primera emisión - Renovación
2000 - 6113 - 4661 - 1502
2001 - 5311 -3942 - 1837
2002 - 5828 - 3521 - 2307
2003 – 6948 - 4124 - 2374
2004 - 12429 - 9656 - 2773
2005 – 42779 - 36200 – 6579

Una demostración de la política de colonización es el aumento radical del número de “votantes registrados”. Desde 1976 (primer procedimiento de votación tras la invasión turca y la ocupación de parte de la isla y la expulsión de la población greco-chipriota de la zona ocupada), el número de “votantes registrados” casi se ha doblado.

Año - Votantes Registrados
1976 - 75.781
1981 - 84.693
1985 - 94.277
1990 - 103.100
1995 - 113.398
2000 - 126.678
2005 (Feb) - 147.249
2005 (Abr) - 147.823
2006 (May) - 151.635

De los 50 denominados “miembros del parlamento”, dos son colonos. Aunque este número no representa el poder de voto de los colonos, es indicativo de su capacidad para afectar las elecciones. De los 28 denominados “alcaldes” en las zonas ocupadas, 5 son colonos (Julio de 2006).

Una de las principales razones del rechazo greco-chipriota al plan Annan fue que el Plan hubiera legitimado la presencia continua de la gran mayoría de colonos turcos e incluía disposiciones que hubieran permitido la afluencia continua de los nacionales turcos en Chipre.

La Constitución de 1960
La política de colonización de Turquía en Chipre es contraria al Tratado de 1960 relativo al Establecimiento de la República de Chipre, firmado por el Reino Unido, Grecia, Turquía y la República de Chipre. El Anexo D de dicho Tratado rige la ciudadanía de Chipre y hace que sea imposible e ilegal que cualquiera de las dos Comunidades desequilibre la balanza demográfica introduciendo un gran número de etnias turcas o griegas y arguya que eran de ascendencia turco-chipriota o greco-chipriota y por lo tanto tuvieran derecho a entrar en Chipre. El Artículo 4, párrafo 7, impone cuotas en cuanto a la concesión de ciudadanía a personas que hayan emigrado a Grecia, Turquía o la Commonwealth habiendo residido en Chipre antes de 1955, o que fueran descendientes de sujetos otomanos residentes en Chipre en 1914.

Colonos y legislación internacional
La política de colonización es contraria a la legislación internacional. El Artículo 49 (6) de la 4ª Convención de Ginebra de 1949 Relativa a la Protección de Personas Civiles en Tiempo de Guerra prohíbe el traslado por parte de una potencia de ocupación de su propia población civil a la zona que ocupa. Estipula que "la potencia de ocupación no deportará ni trasladará parte de su población civil al territorio que ocupa".

El Comentario al Artículo 49(6) aclara que la disposición pretende prohibir la manipulación demográfica por parte de la potencia de ocupación que o bien traslada de forma activa a su propia población al territorio ocupado, o bien los permite establecerse allí voluntariamente.

En su Dictamen Consultivo en el asunto The Wall del 9 de julio de 2004, el Tribunal Internacional de Justicia decidió que el Artículo 49(6) prohíbe no sólo los traslados forzados, "sino cualquier medida tomada por una potencia de ocupación con el fin de organizar o fomentar los traslados de su propia población al territorio ocupado (párr. 120).

La violación del Artículo 49 constituye un incumplimiento grave de las Convenciones de Ginebra y acarrea sanción penal (Art. 146, 147). Se considera un crimen de guerra.

El Artículo 85 (4)(a) del Protocolo Adicional I de 1977 de las Convenciones de Ginebra considera que el traslado por parte de una potencia de ocupación de parte de su propia población civil en el territorio que ocupa es un “incumplimiento grave” de la Convención.

El Artículo 1 Común a las cuatro Convenciones de Ginebra y el Art. 86 del Protocolo Adicional I de las Convenciones de Ginebra de 1977 imponen una obligación a las Altas Partes Contratantes para aplicar sus disposiciones.

Los Párrafos 158-9 del Dictamen Consultivo del Tribunal Internacional de Justicia en el asunto The Wall del 9 de julio de 2004 estipula que todas las Partes Contratantes de las Convenciones de Ginebra se encuentran bajo la obligación legal de asegurar el cumplimiento por parte de la potencia de ocupación, (en el caso de Chipre, la potencia de ocupación es Turquía), según lo expresa la legislación humanitaria internacional en la Cuarta Convención de Ginebra de 1949.

El Artículo 7 (1) (d) define la deportación o el traslado forzoso de la población como un “crimen contra la humanidad”, según el que la Deportación o traslado forzoso de la población" significa el desplazamiento forzado de las personas interesadas por expulsión o por otros actos coercitivos de la zona en la que están presentes legalmente, sin bases permitidas según la legislación internacional.

El Artículo 8 (2) (b) (viii) del Estatuto de Roma de 1998 del Tribunal Penal Internacional califica eltraslado, directa o indirectamente, por parte de la potencia de ocupación de parte de su propia población civil al territorio que ocupa" como “crimen de guerra”.

Resoluciones de Naciones Unidas
En las Resoluciones 33/15 (1978), 24/30 (1979), 37/253 (1983) et.al., la Asamblea General de Naciones Unidas condenó todas las acciones unilaterales que cambian la estructura demográfica de Chipre”.

En su Resolución 4 (XXXII) (27/2/76), la Comisión de los Derechos Humanos hacen un llamamiento a las partes para que se abstengan de realizar actos unilaterales para cambiar la estructura demográfica de Chipre, y en la resolución 1987/50 (11.3.1987), la Comisión de los Derechos Humanos expresa su preocupación por la afluencia de colonos y pide respeto por los derechos y las libertades de la población de Chipre.

Consejo de Europa
El Comité de Migración, Refugiados y Demografía del Consejo de Europa ha informado por segunda vez del hecho de que la parte ocupada de Chipre ha estado expuesta a la instalación sistemática de colonos desde Turquía, por primera vez en 1992 (Ponente: Alfonso Cuco, España) y en 2003 (Ponente: Jaako Laakso, Finlandia). El informe de Cuco concluyó que la composición demográfica de Chipre se está alterando radicalmente como resultado del asentamiento de miles de extranjeros introducidos desde Turquía. Describe la instalación de los colonos turcos como un hecho indiscutible y expone de forma clara que su presencia constituye un obstáculo adicional para la solución pacífica negociada del problema de Chipre.

El informe también se refería al serio problema provocado por la naturalización” de los colonos y el hecho de que ha sido la política deliberada de las “autoridades” turco-chipriotas “el dar la nacionalidad chipriota a los nacionales turcos”. También añadió que las alegaciones de las partes de la oposición sobre las oleadas de “naturalización” anteriores a cada “elección” probablemente se basan en hechos” y que el número de colonos justifica su preocupación por que su comunidad está perdiendo su identidad y se está convirtiendo en una minoría en la zona ocupada. El informe de Cuco condujo a que la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa adoptara la Recomendación 1197 (1992/7/10/92).
La Recomendación incluye la conclusión de que:

· “puesto que los índices de aumento de la población son comparables en ambas partes de la isla, el crecimiento de la población en el norte se ha de deber a la afluencia sustancial de emigrantes”.

· “El objetivo de la política de la administración turco-chipriota respecto a los emigrantes turcos ha sido fomentar el asentamiento permanente en la isla. A los emigrantes se les concede alojamiento, tierra o propiedades en condiciones especiales. No obstante, lo más importante ha sido permitir que adquieran la nacionalidad chipriota y de ahí, derechos políticos”.

· “La presencia y naturalización de los emigrantes turcos, que una vez establecidos en la isla se convierten en colonos, constituye un obstáculo adicional a la solución pacífica negociada del conflicto chipriota".

· “En vista de lo mencionado anteriormente, la Asamblea recomienda, entre otras cosas, que el Comité de Ministros ordene al Comité Europeo de Población que realice un censo de la población de la isla”.

El Comité de Migración, Refugiados y Demografía del Consejo de Europa volvió a revisar el tema de los colonos una década después, cuando un diputado finlandés, Jaakko Laakso, presentó un Informe al respecto (2 de mayo de 2003), tras visitar Chipre dos veces (5-12 de marzo de 2001 y 28-30 octubre de 2002).

Al presentar el Informe Laakso, la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa aprobó con una mayoría aplastante (68 votos a favor y 2 abstenciones) una Recomendación (1608/24/6/2003) que establece entre otras cosas lo siguiente:

· “Es un hecho consolidado que la estructura demográfica de la isla se ha modificado continuamente desde la partición de facto de la isla en 1974 como resultado de las políticas deliberadas de la administración turco-chipriota y de Turquía. Pese a la falta de consenso sobre las cifras exactas, todas las partes interesadas admiten que los nacionales turcos han ido llegando de forma sistemática a la parte norte de la isla. De acuerdo con cálculos fidedignos, este número asciende actualmente a 115.000.

Los colonos vienen principalmente de la región de Anatolia, una de las regiones menos desarrolladas de Turquía. Sus costumbres y tradiciones difieren de forma significativa de las de Chipre. Estas diferencias son la razón principal de la tensión y el descontento de la población indígena turco-chipriota que tiende a verlos como un elemento extranjero.

· En particular, la Asamblea expresa su preocupación por la continua salida de la población indígena turco-chipriota de la parte norte. Su número descendió de 118.000 en 1974 a unos 87.600 en 2001. Por consiguiente, los colonos superan en número a la población indígena turco-chipriota en la parte norte de la isla.

· En vista de la información disponible, la Asamblea no puede aceptar las afirmaciones de que los nacionales turcos que llegan son trabajadores de temporada o antiguos habitantes que abandonaron la isla antes de 1974. Por lo tanto condena la política de naturalización diseñada para estimular nuevas llegadas e introducida por la administración turco-chipriota con pleno apoyo del Gobierno de Turquía.

· La Asamblea está convencida de que la presencia de los colonos constituye un proceso de colonización escondida y un obstáculo importante y adicional a la solución pacífica negociada del problema de Chipre”.

En conclusión, la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa recomienda, entre otras cosas, que el Comité de Ministros:

· “Ordene al Comité Europeo de Población (CAHP) a que realice un censo de la población de toda la isla, en colaboración con las autoridades pertinentes, para sustituir los cálculos por datos fidedignos”.

· “Apele a Turquía, así como a su administración local subordinada turco-chipriota en el norte de Chipre, para que frene el proceso de colonización por parte de los colonos turcos”.

· “Apele a Turquía para que cumpla las decisiones del Tribunal Europeo de Derechos Humanos respecto al derecho de los refugiados a la propiedad en la zona ocupada de Chipre".

· “Potencie la idea de la creación, con una contribución de la comunidad internacional, de un Fondo que asegure la financiación de posibles regresos voluntarios de los colonos turcos a Turquía”.

Al igual que con la Recomendación 1197 (1992), la Recomendación 1608 ha sido ignorada por Turquía.

En su informe sobre Democracia Local en Chipre [CPL (12) 8 Parte II] ante la Cámara de Autoridades Locales del Consejo de Europa (10 de noviembre de 2005), los ponentes Dr. Ian Micallef (Malta) y Alan Lloyd (RU), mencionan que:

13. [...] Se trasladó a un número importante de colonos desde la Turquía continental a la zona ocupada desde 1974 y se asentaron en ciudades y pueblos de los que los desplazados greco-chipriotas se vieron forzados a huir [...] algunos de los representantes locales en la zona que no está bajo el control del gobierno proceden de esta categoría de población, lo que complica el tema considerablemente.

Actualmente, de los representantes de los 28 “municipios” de esa zona, seis son colonos turcos, dirigiendo los municipios que estaban habitados predominantemente por greco-chipriotas antes de 1974...”

El reciente ejercicio del régimen ilegal de contar el número de personas presentes en la zona ocupada no constituye un censo en el contexto de las Resoluciones del Consejo de Europa. El ejercicio se describe en el diario turco-chipriota VOLKAN (03.05.06) como un "fiasco", cuyo objetivo era registrar a los colonos turcos ilegales en la zona ocupada de Chipre.

El llamado “censo”, que no ha sido cumplido por las organizaciones internacionales, debido a la ilegalidad del régimen que lo llevó a cabo, es muy poco fidedigno. La prensa turco-chipriota publica la admisión del Sr. Talat de que hubo problemas técnicos durante el censo, a la vez que la prensa turco-chipriota hace referencia a un gran número de personas que no se contaron, "principalmente en las ocupadas Nicosia y Famagusta (Nota 5)".

En cuanto a los resultados preliminares del “censo” publicado hasta ahora en la prensa, son indicativos de los números calculados por el gobierno de la República de Chipre en cuanto al número de colonos. Un aumento de población del 31,7% en menos de 10 años se considera antinatural, teniendo en cuenta la tasa de aumento de los turco-chipriotas y es obvio que el aumento es el resultado del influjo de población desde fuera de la zona ocupada.
Distrito Población de facto (30/4/06) Censo (15/12/95) % de aumento desde el 15/12/95 Votantes registrados para las “elecciones” del 27/6/06 Votantes en las “elecciones” del 17/04/05
Lefkosia - 84.893 - 62.295 - +36,3% - 47.773- 46.308
Famagusta - 64.426 - 52.875 - +21,9% - 39.908 - 38.681
Kyrenia - 61.192 - 38.715 - +58% - 27.950 - 27.255
Morfou - 31.568 - 27.523 - +14,7% - 20.340 - 19.823
Trikomo - 22.090 - 19.179 - +15,2% - 15.664 - 15.182

Total - 264.169 - 200.587 - 31,7% - 151.635 - 147.249

Serhat Incirli en su columna "Carta desde Londres" en el diario turco-chipriota AFRIKA (03.05.06) bajo el título “No me meta en el censo” explica que “se ha violado la estructura demográfica en el norte de Chipre. Se ha cambiado a sabiendas y deliberadamente la estructura demográfica. El método es erróneo. El método es un crimen de guerra, una injusticia y es contrario a la legislación internacional”.

Teniendo en cuenta que el censo se realizó con el método más primitivo del mundo”, AFRIKA lo describe como un “fiasco” y escribe: “Muchos ciudadanos esperaron en vano a los funcionarios encargados del censo en sus casas. Los ciudadanos cumplieron con el toque de queda; el estado no cumplió con el censo”.

Bajo el título “El censo no se pudo completar”, HALKIN SESI explica que “el censo de vivienda y población no se realizó de forma fiable”.

Bajo el título “Esperamos y no vinisteis”, VATAN explica que mucha gente dijo que no se les había contado para el censo, lo que en algunas zonas continuó después de las 18.00 cuando terminó el toque de queda.

ORTAM hace referencia al tema bajo el título ¡No nos han contado!. De acuerdo con la información recopilada por este periódico, las personas que no han sido contadas se encuentran principalmente en las ocupadas Nicosia y Famagusta.

Bajo el título ¿A ti te han contado?” CHUMHURITET escribe que “desafortunadamente las advertencias han resultado ser correctas” y que el censo está en peligro por algunos errores técnicos”.

Notas:
1. El diario turco-chipriota AFRIKA (22.03.06) informa que el Sr. Mehmet Cakici, el Secretario General del Movimiento de la Paz y la Democracia (BDH) hizo esa declaración por el traslado de la población que se llevó a cabo durante años sin inspección, la estructura social-demográfica del “pueblo” turco-chipriota está cambiando y explicó que por esto, las características especiales de los turco-chipriotas son discutibles. Dijo que en el pasado miles de personas se convirtieron en ciudadanos (de la “RTNC”) en un día simplemente por beneficios políticos y añadió que el resultado de esta política es que los turcochipriotas se enfrentaran cara a cara con el peligro de caer en un estado de minoría. También declaró que algunas personas pusieron su interés político por encima de los beneficios de los turco-chipriotas y que "es una traición lo que hicieron a los turco-chipriotas".

2. Lo que ahora es más fácil por su adquisición de la ciudadanía europea y el acceso que esto supone a los otros 24 Estados miembro de la UE.

3. La cifra incluye la oleada de llegadas de 2004.

4. Cálculo de 2004 – es muy probable que el número haya disminuido desde entonces mediante la emigración. Hay que tener en cuenta que la diferencia entre el número del aumento de población natural turco-chipriota previsto y la estimación de población de turco-chipriotas que actualmente se encuentran en la zona ocupada, es el aumento de población natural de turco-chipriotas que han emigrado con el paso de los años.

5. El diario turco-chipriota KIBRIS (01.05.06) indica que mucha gente se ha quejado de los “funcionarios” que realizaban el “censo” no visitaron sus casas. Octubre de 2006.




Η Κυπριακή Κυβέρνηση δεν αναγνωρίζει τη μονομερή διακήρυξη ανεξαρτησίας της Καταλονίας

Το κράτος πιο κοντά στον πολίτη

Σπουδές στην Κύπρο

Πάφος Πολιτιστική Πρωτεύουσα Ευρώπης 2017

Σχολείο Ελληνικής Γλώσσας - Πανεπιστήμιο Κύπρου

Διεθνές Φεστιβάλ Ταινιών Μικρού Μήκους Κύπρου

Δάνεια για μεταπτυχιακές σπουδές σε μεταπτυχιακά προγράμματα του Πανεπιστημίου Κύπρου!

Γραμμή 116000 διαμεσολάβησης σε περιπτώσεις γονικών απαγωγών


Οδηγός Κυπρίων της Διασποράς & Επαναπατρισθέντων